CLIMA    |    HOROSCOPO
radioonline
DIARIO PRIMERA HORA

Antibióticos: frenar el abuso antes que sea tarde

La resistencia a los antimicrobianos reduce las posibilidades de tratar infecciones y se convirtió en una amenaza a nivel mundial. En la Argentina, su consumo es alarmante y los especialistas destacan la necesidad de un trabajo en conjunto entre la población y los profesionales de la salud para revertir la situación.

 

“La resistencia antimicrobiana en la Argentina es dramática. Cuando hace unos años se decía que íbamos a entrar en una era pos-antibiótica, en la que no tendríamos qué ofrecerles a nuestros pacientes, muchos pensaban que eran expresiones apocalípticas, pero eso ya llegó y tenemos situaciones en el país de brotes e infecciones por gérmenes multirresistentes, para los cuales no hay antibióticos disponibles”, sostuvo Francisco Nacinovich, jefe de Infectología del Instituto Cardiovascular de Buenos Aires (Icba).
“Todas las resistencias que se han reportado a nivel mundial ya están en la región, en uno u otro país”, dijo Valeska Stempliuk, asesora regional para control de infecciones de OPS/OMS, que se dedica a la evaluación de los programas de prevención y control de las infecciones hospitalarias, implementación de los programas nacionales de control de infecciones y contención de brotes intrahospitalarios, y afirmó que, por eso “estamos capacitando, tanto a los laboratorios de microbiología como a los comités de control de infecciones, para que puedan vigilar y contener la diseminación de la resistencia a los antimicrobianos dentro de los hospitales una vez detectada”.

 

¿Cuál es la situación?
Según Nacinovich, en la Argentina, la posibilidad de que un paciente tenga un bacilo gran-negativo multirresistente (que genera infecciones asociadas a procedimientos médicos, por el solo hecho de ingresar a un hospital y someterse a una cirugía o tener que usar un catéter o un respirador, por ejemplo) es de 12 por cada 10.000 egresos hospitalarios, cifra que se incrementó, mientras que, en el Hemisferio Norte, por ejemplo, ese riesgo es de 6 por cada 10.000. “Tenemos el doble y, en algunos lugares, incluso, 10 veces más que en Europa, de 54 por cada 10.000”, advirtió el especialista. Y agregó que, para hacerle frente a esta situación, desde la Sociedad Argentina de Infectología (Sadi) están trabajando en conjunto con otras instituciones, como ministerios, organismos regulatorios, universidades y otros actores del ámbito de la salud.

Antibióticos sin receta
Existe una amplia variedad de antibióticos, y cada uno sirve específicamente para determinado tipo de bacterias. Por lo tanto, siempre debe ser un médico u odontólogo quien indique cuándo y cuál tomar en cada caso. La gripe o el resfrío son provocados por virus y no por bacterias En estos casos los antibióticos no sirven para curarse ni mejorar los síntomas. Y cuando no son necesarios pueden hacer daño a futuro.

 

¿Cómo se puede usar responsablemente los antibióticos?
* Utilizar antibióticos únicamente recetados por un médico o un odontólogo.

* Tomar el antibiótico siguiendo sus indicaciones en cuanto a: duración del tratamiento, dosis y horarios de toma.

* No usar antibióticos que hayan sobrado y tampoco compartirlos con otra persona.

anonima 09 12

CINE DE LA COSTA

 

abran cancha

friar


 

abran cancha FM NORTE

abran cancha

banco

PRECIO_CINE_DE_LA_COSTA.JPG

dengue1

© 2020 Derechos Reservados Diario Primera Hora | Diseño: IN-CO-NE